• Cómo instalar un triturador sanitario

  • Instalación de un triturador sanitario

    Para muchos, cuando se habla de un inodoro con triturador, les puede sonar como si estuviéramos hablando en otro idioma, puesto que no es un elemento que esté todavía muy extendido, aunque tenga para nuestro cuarto de baño y nuestra casa muchas ventajas. Si quieres conocer de primera mano en qué consiste un triturador sanitario, sus ventajas y cómo poder instalarlo, sigue leyendo este artículo que te mostrará todo lo que necesitas saber.

    ¿Qué ventajas tiene un triturador sanitario?

    Un triturador sanitario es un aparato que va a ayudar a triturar todos los residuos sólidos que lleguen desde el inodoro, trayendo consigo muchos beneficios para tu vivienda.

    El primero que te podemos comentar es que vas a poder instalar un WC en cualquier parte de tu vivienda que quieras, incluso si vives en una casa en el campo, podrás situar un inodoro en una habitación para invitados apartada de la principal o en una cabaña de madera. Al triturar todos los desechos que vayan a parar al interior del WC, los residuos van a tener unas dimensiones muy reducidas y en la mayoría de los casos, pasarán de estado sólido a líquido. Al realizar esta acción, no se va a necesitar grandes tuberías que transporten dichos desechos a la fosa séptica, sino que con una de menor tamaño será posible, pudiendo por lo tanto instalarse con mayor facilidad, haciendo que este tubo se dirija al bajante principal como si fuese un desagüe convencional de un lavabo o un baño.

    También es posible que las tuberías que tenemos en nuestra casa no sean tan grandes como a nosotros nos gustaría, pudiendo sufrir en muchas ocasiones de atascos debido a que se ha arrojado papeles u otros productos que no se debería de desechar por estos medios, siendo muy común en estos casos las llamadas a fontaneros 24 horas o urgentes para que solucionen el problema. Gracias al triturador sanitario no habrá problema, ya que evitará los atascos por este tipo de elementos.

    La instalación, tal y como te comentaremos más adelante, es muy sencilla, sobre todo si ya tienes el inodoro instalado y no quieres moverlo de la zona, aunque es cierto que tendrás que comprobar el modelo que tienes en casa para que el triturador cumpla con lo que le exiges. Según el WC va a cambiar el modelo, siendo esto un punto muy importante a la hora de comprarlo. Es importante recalcar que esta maquinaria necesita obligatoriamente estar conectada a un enchufe para poder funcionar, por lo que tendrás que contar con ello. Antes de su instalación.

    Otra de las ventajas es que vas a poder ahorrar mucho dinero tanto en la instalación como en la remodelación de tu casa, puesto que no necesitarás obras para cambiar el baño o crear uno nuevo, tan solo tendrás que desviar a tubería que hayas creado al bajante central, algo que un fontanero con experiencia podrá hacer fácilmente y con un precio muy barato.

    Estos sistemas cuentan con un mantenimiento prácticamente nulo, funcionando activamente durante años sin que se estropeen. A lo único que hay que hacerle frente es a la cal, por lo que de vez en cuando se recomendará que se limpie su interior con productos antical y que, a pesar de contar con cuchillas muy cortantes, se evite tirar al inodoro tanto toallitas húmedas como también algodones que puedan bloquear todo el sistema de triturado.

    Instalación de un triturador sanitario

    Una vez que has conocido los beneficios que tiene instalar un WC con triturador en tu cuarto de baño, te vamos a indicar los pasos que tienes que seguir para que este proceso sea un éxito. En primer lugar lo que te vamos a recomendar en todo momento es que llames a un especialista puesto que un fontanero va a poder trabajar muy rápido y sin que tengas problemas posteriores como posibles fugas o que una pieza no encaje, además de otras más graves como inundaciones o humedades.

    En el mercado vas a encontrar inodoros convencionales, de los que estás habituado a encontrar en la mayoría de las casas, y otros que ya tienen incorporado esta pieza, por lo tanto, si eliges uno de ellos, además de ahorrarte bastante dinero comprando los dos productos por separado, la instalación será mucho más sencilla, haciendo que se realice igual que ocurriría en uno convencional. En estos casos, recuerda la toma de corriente cerca del triturador, ya sea por medio de una alargadera o con la instalación de un nuevo enchufe cerca para poder usar el que tenías para otros electrodomésticos como el secador o las planchas para el pelo.

    En el caso de que optes por conservar tu antiguo inodoro y adquirir la trituradora por separado, tienes que comprobar si se trata de una salida horizontal o, por el contrario, cuenta con una dual. Si no tuviera ninguna de estas dos salidas, tendrás que descambiarlo, ya que necesitarás obras en tu casa, debiendo contratar a un fontanero para que te la realice con total garantías de éxito.

    Suponiendo que el modelo y la salida de agua es el correcto, tendremos que desmontar el inodoro que tienes instalado, teniendo mucho cuidado de que no se caiga ni se rompa. Si puedes, te aconsejamos que llames a otra persona de la familia para que te eche el cable, sobre todo para facilitar el proceso. Una vez que lo has retirado de su sitio, tendrás que colocar junto a la pared el triturador, colocando la tubería en su lugar, tal y como te indicarán las instrucciones del fabricante. Muchos modelos pueden conectar, además del inodoro, otros sanitarios como el lavabo, la placa ducha o incluso el bidé, pero para esto tendrás que tener las tuberías modificadas para que puedan acoplarse a la trituradora.

    Una vez que has hecho todo esto y has comprobado que nada se mueve, el siguiente paso será la colocación del inodoro. De la misma manera tendrás que moverlo para que la salida de esta pieza concuerde con la entrada del triturador, haciendo que quede muy fija, con el fin de que no pueda haber fugas ni tampoco malos olores. Por último, tendrás que conectar el triturador a la corriente para que esté listo para funcionar.

Clic aquí para llamarnos al ✆ 633 55 75 75